10 tips para disfrutar tu embarazo

10 tips para disfrutar tu embarazo al máximo

  1. Reduce el consumo de sodio: reducir el consumo de sal te ayudará a prevenir la hinchazón. No la elimines por completo de tu dieta ya que contiene yodo, que es esencial para la salud de tu bebé.
  2. Come mucha fruta: Es uno de los mejores trucos para comer bien cuando aumenta la inapetencia. Toma la fruta entera, en jugos, helados, batidos… Son excelentes aportando vitaminas, ayudan a refrescarte y a mantenerte hidratada, ya que contienen mucha agua.
  3. Anillos fuera: Los dedos son los primeros en hincharse y el calor no ayuda. En los primeros signos de hinchazón, lo recomendable es quitártelos para que luego no tengas que cortarlos.
  4. Nadar: Disfrutar de un baño no solo ayudará a refrescarte, sino también a eliminar un poco de la presión del nervio ciático y a sentirte más liviana.
  5. Evita las aglomeraciones: Durante el embarazo la tensión ya suele ser baja, pero en el verano aumenta bastante el riesgo de sufrir hipotensión y deshidratación. Tanto el calor de la calle como el de los lugares repletos de gente pueden llegar a provocarte mareos. Si te sucede túmbate apoyándote sobre tu lado izquierdo durante unos minutos, hasta que te sientas mejor.
  6. Hidratación: Es importante beber al menos ocho vasos de agua al día; jugos naturales, leche y otras bebidas también pueden ayudar a recuperar los electrolitos que se han perdido durante el calor. La hidratación también debe aplicarse en tu piel. La picazón en pechos y pancita puede aumentar cuando la exposición al sol es mayor. Evítalos utilizando en las mañanas y antes de irte a dormir crema hidratante, que además te podrá ayudar para prevenir estrías.
  7. Ropa fresca: Mantén tus prendas de maternidad con tonos claros, ligeras, fabricadas de telas frescas como algodón, lino u otras fibras naturales y holgadas para que estés más cómoda. Durante el embarazo el metabolismo trabaja a pleno rendimiento y a veces puedes sentir calores. En verano esa sensación es mucho más pronunciada, así que es normal que tengas sudores y sofocos.
  8. Masajes: La sensación de peso y dolor en las piernas se acentúa con el calor. Para evitarla, al llegar a casa pide a tu pareja que te ayude con un masaje suave (con crema hidratante) apretando con las manos de abajo arriba, desde los tobillos hacia la rodilla.
  9. Protégete del sol: Debido a los cambios hormonales, en la gestación la piel es más sensible a los rayos del sol (algunas embarazadas presentan el llamado “cloasma”, hiperpigmentación de la piel de las mejillas, labio superior…). Protégete con un sombrero y un protector solar de alto índice: aplícalo media hora antes de exponerte al sol, con la piel limpia y seca, y renuévalo cada dos horas.
  10. Calzado adecuado: Verano es el momento ideal para utilizar sandalias o flip-flops, pero es importante que sean cómodos (y posiblemente una media talla más grande que la normal) que ayudará a soportar la creciente pancita e hinchazón de pies. El calzado debe ser estable, sujete bien el pie y no sobrepase los 5 cms de tacón.

Autor entrada: admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *