La primera Navidad con mi bebé

Cuando llega la época Navideña y tenemos o sabemos que tendremos un bebé en la familia para esa fecha, la emoción es incontenible. Empezamos a planear actividades y cómo incorporaremos al nuevo miembro de la familia a las tradiciones familiares. Pero es importante que tomemos en cuenta los siguientes puntos para evitar frustraciones y poder disfrutar al máximo la primera Navidad con nuestro bebé.

 

  1. Si el bebé esta muy pequeño evita salir de casa y recorrer largas distancias. Si sueles pasar las fiestas de fin de año fuera de tu casa, procura que sea un lugar familiar para tu bebé y no un ambiente completamente desconocido. De preferencia busca que puedas tener acceso a un dormitorio para alimentarlo y ponerlo a dormir, lleva el monitor para poder escucharlo en caso se duerma.
  2. Planifica con tiempo y piénsalo muy bien antes de decidir si viajaras en avión porque tu familia o la de tu esposo vive lejos. Toma en cuenta las horas de vuelo y de espera en aeropuertos que expondrás a tu bebé. Es recomendable que evalúes cuales son los días de menor transito en aeropuertos durante las fechas que piensas viajar, los vuelos menos congestionados y sobretodo que viajes preparada. A muchos bebes no les afecta viajar en avión pero algunos son demasiado sensibles a la luz, el aire acondicionado, el ruido… es cuestión de hábitos, rutinas y el temperamento de tu pequeño.
  3. Prevé tus salidas con tiempo y evita estar horas en el carro con tu bebé a horas pico. En nuestro país el tránsito es bastante pesado y esto se dispara en las tardes de fin de año. Por tu seguridad y la de tus hijos utiliza mecanismos de información de tránsito y aplicaciones electrónicas para informarte de cómo esta tu recorrido antes de salir de casa.
  4. La foto Navideña es un recuerdo que la mayoría de familias atesoramos para toda la vida. Toma en cuenta que Santa suele ser aterrador para la mayoría de bebes, así que para tener la mejor experiencia y el mejor recuerdo, se tu quien lo carga todo el tiempo, no te muestres nerviosa sino al contrario calmada y natural, esto mostrará a tu bebé que no hay nada que temer y que Santa es amigable. Otra opción, es tomar la foto sin Santa y de este modo evitarás estrés, sufrimiento y llanto en el primer recuerdo navideño de tu bebé.
  5. Aunque seas amante de los cuetes y juegos pirotécnicos, no es recomendable que los bebes y niños pequeños participen en ello. No solo por los accidentes que pueden llegar a ocurrir en cuestión de segundos, ante el mínimo descuido, sino también por el humo que pueden respirar.  Muchas veces como madres desconocemos si nuestros hijos padecen ciertas alergias hasta que se manifiestan y realmente no necesitamos esto la noche de Navidad o Año Nuevo.
  6. Toma en cuenta a tu pareja. Planifiquen y decidan juntos las tradiciones que quieren trasladar a la siguiente generación, cuales son sus deseos y que prefieren evitar.  Decidan entre los dos cómo su nueva familia pasará las fiestas de fin de año.

Como madres a veces nos exigimos demasiado y tenemos tantas ilusiones de cómo será la primera Navidad de nuestra nueva familia, pero debemos ser realistas, flexibles y entender que la vida con hijos cambia, sobretodo con bebes y parte de nuestra salud emocional es estar preparadas para que aunque el resultado de lo planeado no sea el esperado, no nos afecte o desilusione al punto de frustrar nuestra felicidad.

Lo mas importante de la Navidad es compartir con las personas el verdadero amor, la esperanza y la paz, sin enfocarse en las circunstancias y no dejar que estas determinen nuestra felicidad, si llegamos a trasladar esto a nuestros hijos seguramente les garantizaremos mucho mas que una Feliz Navidad!

 

Autor: Ana Villalba de Brolo 
Licenciada en Mercadotecnia
Esposa, madre y ama de casa
Conductora en el programa «De los 20 a los 50» en Canal Antigua
Fundadora del blog Mamas de Hoy

Autor entrada: admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *