¿Para qué sirve el cordón umbilical?

El cordón umbilical y la placenta son el medio a través del cual el feto recibe oxígeno y se nutre. Es como “nuestro equipo de supervivencia” hasta el momento de nacer. Después del parto, deja de ser necesario y por lo tanto deja de funcionar: una vez fuera del cuerpo de su madre, el bebé empezará a respirar y a nutrirse por sí mismo. 

Pero todo sucederá a su tiempo: la naturaleza tiene sus pasos y  es mejor no apresurarse a cortar el cordón umbilical. Se puede esperar dos o tres minutos después del parto para el corte del cordón,  pero no hay un tiempo exacto. No sólo hay que esperar a que deje de latir, sino que también es conveniente que se haya alumbrado ya la placenta. Y una vez que la placenta está fuera tampoco hay prisa por cortar.

Sabremos que el cordón ha dejado de latir porque se queda blanco. Se puede también evitar clampar tempranamente el cordón incluso cuando él bebé nace por cesárea.

¿Puedo pedir que no corten inmediatamente el cordón umbilical? ¡Claro que sí!  El momento del parto es un momento único, íntimo y especial. Considera hablar con tu doctor o partera sobre cuándo cortar el cordón. Es importante que lo incluyas en tu plan de parto junto con otros deseos. Si vas a donar sangre del cordón, se seguirá el protocolo establecido, del que se te habrá informado durante el embarazo.

Corte del cordón umbilical por la pareja. Si lo deseas, tu pareja o acompañante pueden cortar el cordón. Siempre por indicación del personal sanitario y si las circunstancias lo permiten.  De cualquier manera, no existe urgencia en cortar el cordón, no hay peligro en esperar solo beneficios. Pide que esperen para cortar, pide lo mejor para ti y tu bebé.

La OMS señala que los beneficios que pueden tener efecto sobre los niveles de hierro “incluso hasta los seis meses de vida” y  a corto plazo el hacer llegar al bebé más sangre, que se convierte en más hierro, más hemoglobina, un mayor efecto antioxidante, asegura un aporte de oxígeno especialmente valioso en caso de que los pulmones tarden un tiempo en funcionar al 100%.

Después del parto

Una de las cosas que más preocupan a los padres, es cómo curar el cordón umbilical del recién nacido.  El  cordón umbilical se desprende entre la segunda y la tercera semana y tarda entre 3 y 5 días más en cicatrizar la herida. No hay un plazo igual para todos los bebés

  • ¿Cómo lo limpio? Aunque las abuelitas dicen que no se puede bañar al bebé hasta que se le haya desprendido el cordón, se puede bañar con esponja y sin necesidad de sumergirlo en la bañera. No hay problema con mojar el cordón siempre que luego se seque cuidadosamente la zona del ombligo. Procura  mantenerlo siempre limpio y seco para favorecer la caída y prevenir infecciones.
  • ¿Cómo lo curo? Hay pediatras que recomiendan mantenerlo limpio y seco, que con ello es suficiente y algún día se caerá; mientras que otros sugieren utilizar antisépticos. Es recomendable utilizar gasa ya que el algodón puede dejar restos pegados. Evita aplicar el alcohol directamente sobre la piel del bebé.

Autor: María Lucía Sánchez / Doula, especialista en estimulación oportuna y crianza / 
Una manita entre mamás

Autor entrada: admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *